Cervicalgia por accidente de tráfico Murcia y cómo reclamar la indemnización correspondiente.

24 Abr

Cervicalgia por accidente de tráfico Murcia

Cervicalgia por accidente de tráfico Murcia-María MartínezCuando se produce un accidente de tráfico y éste no ha sido muy grave, una de las lesiones más habituales es la cervicalgia, es decir, un dolor cervical o del cuello que, en el peor de los casos, puede conllevar una cervicalgia crónica. Siendo abogado de accidente de tráfico en Murcia, he llevado la tramitación de accidentes de tráfico con lesiones graves a víctimas con cervicalgia por accidente de tráfico.

¿Cuál es el procedimiento a seguir en el caso de un accidente de tráfico con lesiones?

Si el accidente de tráfico produce lesiones a la víctima del mismo, ésta se tiene que poner en contacto inmediatamente con un abogado especializado en accidentes de tráfico y en reclamaciones por lesiones. Es muy importante que la víctima acuda a la cita con el abogado con los partes médicos y el atestado policial (o el parte amistoso) que acrediten que dicha persona es la víctima y no la que ha ocasionado el accidente.

Una vez entregada toda la documentación, el abogado calculará la cuantía de la indemnización correspondiente a las circunstancias de su cliente. Dicha indemnización se calcula en función de un baremo o tabla de indemnizaciones. Esa tabla tiene en cuenta el tipo de lesión, los días de ingreso hospitalario, los días impeditivos (que impiden o dificultan la realización del trabajo habitual) y los días no impeditivos (que no impiden, pero sí limitan, la realización del trabajo habitual).

Tras el cálculo de la indemnización, el abogado se pondrá en contacto con la compañía de seguros del culpable del accidente y le enviará el atestado policial (o el parte amistoso) y la justificación de la cuantía de la indemnización (cómo ha realizado el cálculo y los partes médicos). El abogado iniciará las negociaciones con la aseguradora para que ésta abone la indemnización a su cliente y, de esta manera, se podrá evitar acudir a un procedimiento judicial para reclamarla.

¿Qué sucede si la compañía aseguradora no paga la indemnización?

En ese caso, el abogado deberá iniciar un proceso judicial. Hay dos vías: acudir a un proceso penal, mediante la presentación de una denuncia penal, o utilizar la vía civil, a través de la interposición de una demanda. Como abogado experto en accidentes de tráfico, creo es aconsejable acudir a la vía penal cuando no está claro que el perjudicado sea realmente la víctima del accidente de tráfico. Por ejemplo, cuando no existen partes amistosos ni atestados policiales o cuando alguno de estos documentos no indica claramente quién ha ocasionado el accidente.

Shattered car lights on ground

Además, el plazo de prescripción de la acción penal es menor que el de la acción civil. La acción penal tiene un plazo de 6 meses desde el accidente de tráfico, mientras que la acción civil tiene un plazo de 1 año, contado desde el mismo accidente. Por ello, hay que acudir a un abogado especialista lo más rápidamente posible, para que éste pueda iniciar las negociaciones con la aseguradora y estudiar cuál es la mejor acción en el caso concreto.

Cervicalgia por accidente de tráfico Murcia, caso de Irene T. A.

Hace cuatro meses acudió a mi despacho Irene T. A. con un collarín, por lo que parecía que tenía cervicalgia postraumática. Gracias a mi larga trayectoria representando a víctimas de accidentes de tráfico, es fácil reconocer a una de ellas cuando acude a mi consulta. Tal y como sospechaba, Irene T. A. tenía cervicalgia por un accidente de tráfico en Murcia.

Irene T. A. me contó que había tenido un accidente un mes antes. Un coche chocó contra el suyo, aunque no fue muy aparatoso, puesto que, en principio, ninguno de los conductores resultó herido. No obstante, al día siguiente Irene T. A. empezó a sufrir un dolor muy fuerte en el cuello, por lo que acudió al médico.

Cervicalgia por accidente de tráfico Murcia, caso de Irene T. A.

Éste le contó que tenía cervicalgia y que las causas podían ser muy variadas. Ella le dio cuenta del accidente del día anterior y entonces el médico le aseguró que la cervicalgia y sus síntomas eran debidos al accidente en cuestión. De ahí que le firmara un parte médico donde hacía constar que la cervicalgia era consecuencia del accidente de tráfico. 

¿Qué hacer si no se tiene un parte amistoso o un atestado policial? 

Tras escuchar el relato de Irene T. A., calculé la indemnización correspondiente a sus lesiones. Dicha indemnización ascendía a 650€. Dado que la cantidad era pequeña, consideré que era muy probable que la aseguradora abonara la indemnización sin mayores problemas.

Mi sorpresa fue que Irene T. A. no tenía un parte amistoso o un atestado policial que probara que ella era la víctima del accidente, por lo que le fui muy sincero: en esos casos la aseguradora no abona la indemnización, porque no les consta que su asegurado sea el culpable del accidente. Aun así, contacté con la aseguradora, y ésta se negó al pago de la indemnización.

Dado que la compañía de seguros se negaba a abonar la indemnización, al no habérsele acreditado que Irene T. A. fuera la víctima del accidente, inicié un proceso penal para que el Juez determinara si mi cliente era la víctima y, en su caso, condenara a la aseguradora al pago de la indemnización.

Tras la celebración del juicio, el juez penal determinó que Irene T. A. era la víctima del accidente de tráfico y que, por tanto, la compañía de seguros debía abonarle la indemnización de 650€, por resultar su asegurado el culpable del accidente. De esta forma conseguí que Irene T. A. recibiera la indemnización, de 650€, a la que tenía derecho.

Maria Martinez

Maria Martinez

María Martínez obtuvo licenciatura en Derecho. Una vez diplomada decidió cursar especialización en Derecho Penal, Derecho Civil y Derecho Sanitario. Su formación como legalista multidisciplinar y su más que sobrada preparación y experiencia la capacitan para resolver todo tipo de delitos contra las personas, patrimonios y bienes; reclamaciones y pleitos por desahucios, inhabilitaciones y querellas; acuerdos con entidades aseguradoras; daños y perjuicios por accidentes y negligencias sanitarias, responsabilidad médico/sanitaria, etc.
Maria Martinez

(Admitimos clientes de: Jumilla, Molina del Segura, Mazarrón, Caravaca de la Cruz, Cieza, etc.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *