Necesidad de reaccionar rápidamente: indemnizaciones por despido Murcia

17 Mar

Indemnizaciones por despido Murcia

Indemnizaciones por despido Murcia-Salvador PinoLa mayoría de las personas en España son trabajadores asalariados, y su fuente de ingresos fundamental o única procede de su suelo. El momento en que su contrato de trabajo se extingue, sea por la causa que sea, es crítico para estas personas, puesto que pierden el medio de que disponían para poder atender las necesidades económicas propias y de su familia. En estas ocasiones deviene trascendental gestionar ante el organismo público competente la prestación por desempleo a que se tenga derecho y el cobro a la empresa empleadora de las indemnizaciones por despido en Murcia que puedan correspondernos.

Básicamente la decisión del empresario de extinguir el contrato de trabajo puede fundarse en causas objetivas o en una conducta culpable del trabajador. En el primer caso estaremos ante un despido por causas objetivas y en el segundo ante un despido disciplinario. Lógicamente esta diferencia da lugar a distintos tipo de indemnizaciones por despido.

La importancia de contar con el asesoramiento de un abogado laboral desde el primer momento 

En todo caso el empresario que quiera despedir a un trabajador deberá hacerlo conforme a los pasos marcados por la ley. Deberá comenzar entregando al trabajador una carta de despido en la que se exprese cual es la causa del despido, explicitando los concretos hechos en los que éste se funda, e indicando la fecha en la que la extinción tendrá efecto. En cuanto hayamos recibido esta carta deberemos acudir a un abogado laboralista sin más demora, pues, tras la fecha de despido, tendremos un plazo muy limitado para presentar la demanda judicial que corresponda para impugnarlo.

En el caso de un despido disciplinario, que es el que vamos a tratar en este artículo, nuestro abogado deberá impugnar el despido justificando que las causas alegadas por el empresario no son ciertas, o no son suficientes, y de esta forma reclamar las indemnizaciones por despido improcedente que correspondan.

Un caso real de indemnizaciones por despido Murcia

Rafael G.S. acudió a mi despacho a principios de Marzo del año pasado para plantearme su problema sobre indemnizaciones por despido en Murcia: Había estado trabajando durante más de ocho años para una empresa como encargado de una tienda de venta al público de productos de refrigeración y calefacción. Unos días antes había recibido una carta de despido que indicaba que el despido era disciplinario por una infracción grave por transgresión de la buena fe contractual.  En concreto, según la empresa en que trabajaba Rafael G.S., unos meses antes se habían llevado a cabo unas obras en el local de la empresa y las mismas habían sido encargadas por Rafael a una empresa de reformas propiedad de su hermano, con la finalidad de favorecer a este en perjuicio de la empresa.

Indemnizaciones por despido Murcia

Rafael me aseguró que, a la hora de realizar las obras, se pidieron distintos presupuestos y que el más interesante para la empresa fue el de su hermano, y que estos hechos se conocieron y aprobaron, aunque fue verbalmente, por el gerente de la empresa. Él consideraba que realmente se trataba de una excusa empleada por su empresa paras despedirlo no sabía por qué motivos.

Le indiqué a Rafael desde un primer momento que me parecía en efecto una maniobra de su empresa para ahorrarse la indemnización por despido improcedente. Esta indemnización, considerando los datos que mi cliente nos facilitó sería la siguiente:

Al tratarse de un contrato indefinido con inicio el 05.07.2005 (fecha del contrato de trabajo) y con fin el 27.02.2014 (fecha en que produjo sus efectos el despido conforme a la carta recibida), considerando que al momento del despido el suelo bruto que recibía Rafael era de 32.000 euros anuales recibido en 14 pagas, le correspondería, por un primer periodo: hasta 12/02/2012 (fecha de la reforma laboral) una indemnización calculada de 25.972,60 €, que serían 45 días por año trabajado con máximo de 42 meses.

Por un segundo periodo, desde 12/02/2012 –fecha de la reforma laboral-, le correspondería una indemnización de 6.027,40 €, correspondientes a una indemnización de  33 días por año trabajado con un máximo de 24 meses. Ello haría una indemnización por despido total de 32.000,00 €, a la que habría que sumar el salario del mes en que se produjo el despido de 2.057,14 €, la parte proporcional de pagas extra, 732,44 €, la parte correspondiente a vacaciones que asciende a 363,21 €, lo que haría un finiquito Bruto Total ascendiente a 35.152,79 €.

Un caso real de indemnizaciones por despido Murcia

 Actuaciones a realizar 

Dentro del plazo legalmente previsto presenté una demanda de conciliación ante el organismo público competente para intentar alcanzar un acuerdo con la empresa. Este es un trámite preceptivo que hay que realizar necesariamente para después poder demandar en los Tribunales. La empresa no acudió al acto de conciliación y, por tanto, se tuvo por intentado el acto sin haber logrado su efecto.

A continuación presenté demanda por despido improcedente ante los Juzgados de lo social. En el acto del Juicio, con las declaraciones de las partes y los testigos y la documentación que pudimos aportar y la que requerimos a la empresa, pudimos convencer al Juez de que, en efecto, nuestro cliente no había actuado con mala fe en ningún caso, sino que, al contrario, había realizado su trabajo con la diligencia necesaria, buscando en todo momento el interés de su empresa. Si contrató los servicios de la empresa de su hermano para las reformas realizadas en el local de la empresa fue porque su presupuesto era el mejor entre los distintos que se presentaron, y en todo momento con el conocimiento y la aprobación de la gerencia de la empresa, aunque ahora interesadamente lo negaran.

Por tanto el procedimiento terminó por una sentencia judicial que declaró el despido como improcedente y condenó a la empresa a pagar la indemnización correspondiente reclamada que ascendía a 35.152,79 €. Mi cliente quedó muy satisfecho pues logró la mejor indemnización posible gracias a mi actuación.

Salvador Pino

Salvador Pino, luego de licenciarse en Derecho, ejerció por un tiempo como Ayudante Titulado en Ciencias del Derecho y Jurídicas, realizando doctorado en Responsabilidad Civil, Derecho de Daños y Seguros, además de recibir una exquisita formación en casos de accidentes de tráfico, así como laboral y de Derecho Familiar. Cuenta con una larga trayectoria profesional en la que ha sabido posicionarse como un destacado letrado. Su ámbito de acción más representativo está vinculado a querellas civiles y laborales, negociación empresarial, derechos del trabajador, tramitación de compensaciones y ayudas de carácter general, etc.
Salvador Pino

(Admitimos clientes de: Yecla, Cartagena, Águilas, San Pedro del Pinatar, San Javier, etc.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.